The Killers en RockOut Fest: Estamos vivos

The Killers

El Festival RockOut logró su regreso luego de seis años de ausencia, apostando a la diversidad en su cartel. Los norteamericanos de The Killers fueron los encargados de dar un cierre magistral a la jornada que, aunque no estuvo exenta de dificultades, logró conquistar nuevamente al público chileno y nos recordó lo bueno que es estar vivos. 

Por Valentina Vergara Méndez

Miércoles, 9 de noviembre. Sólo un día para que el Estadio Santa Laura abra sus puertas para el retorno del RockOut Fest y su frontman más esperado, Brandon Flowers, es visto recorriendo las calles de Santiago a pie. Con mucha calma se saca fotos con algunas fans y se da el tiempo, incluso, de firmar algunos discos. Es que el vocalista ya suma vasta experiencia en suelo chileno. El anuncio del cartel del Festival RockOut marcó lo que sería la octava presentación de los norteamericanos en nuestro país. Recordadas son sus presentaciones en las versiones 2011 y 2018 de Lollapalooza como headliners, aquella primera presentación en el 2007 en el Festival Fénix o ese Movistar Arena repleto del 2009. Lo cierto es que con una banda como The Killers no hay que llevar la cuenta, pueden volver cuando quieran. Y con la carrera que han logrado desde aquel 2001 en que se formaron en su querida ciudad de Las Vegas, pueden hacerlo. 

Jueves, 10 de noviembre. Las puertas del Estadio Santa Laura abrieron más tarde de lo presupuestado por una baja importante en el cartel y, de a poco, el recinto comienza a recibir a sus primeros asistentes. Pero no es hasta pasado las seis de la tarde que realmente se empieza a sentir como el estadio se llena, acercándose la hora de ver a los principales shows de la jornada. Una de las más esperadas de la noche, la norteamericana LP, es quien se presenta antes del show de cierre. En una pausa en donde le habla al público agradeciendo su presencia, también dice “¿Quién está esperando a ver a The Killers?”, con un público que responde eufórico. “Amo a The Killers y es un honor para mí poder tocar antes que ellos”.

Terminado el show, que tuvo problemas con cortes de energía, los técnicos preparan el escenario. Comienzan a instalar los instrumentos, incluso aspiraron todo el escenario y sale, por fin, el mítico teclado de Brandon Flowers con el infinito al medio. Todas las presentaciones del día fueron en extremo puntuales, sin embargo por las dificultades técnicas que tuvieron que solucionar, el último show comenzó sólo algunos minutos tarde. 

Se apagaron las luces y la pantalla principal del escenario mostró una imagen de una pintura que parecía renacentista. Apareció la voz de Brandon a lo lejos cantando el primer verso de “My Own Soul’s Warning”, del disco “Imploding The Mirage (2020)” y de repente, con un disparo de confeti al público, se encendió la fiesta en el Santa Laura, seguido de un “Finally, The Killers” de Brandon y el clásico “Enterlude” de “Sam’s Town (2006)”, dando la bienvenida al mejor estilo Las Vegas. 

314711709_618403330065640_8778921277357492554_n
Créditos: Chris Phelps _ @chrisphelps

“When You Were Young” fue la encargada de continuar el show y es una de esas canciones en que una sola nota de guitarra al principio basta para generar euforia. En el escenario, Dave Keuning, Mark Stoermer y Ronnie Vannucci Jr en sus respectivos instrumentos. Otro grupo de músicos de apoyo y el grupo de coristas. Todos tocando con una sincronía perfecta. Al frente del escenario, una plataforma que permite que Brandon Flowers se pueda subir y se vea desde todos lados. Obviamente al centro, su teclado con el infinito ya encendido con luces rojas. 

“Han sido cuatro largos años. Díganme una cosita, ¿ustedes son los que les gusta el rock?”, dice el frontman en un buen español que evidentemente lee desde el suelo. “Yo tengo una canción de rock, Jenny Was a Friend of Mine”. Continúa el show con la canción del disco “Hot Fuss (2004)”, seguida de “Smile Like You Mean It” del mismo disco. No hay descanso, ya que la próxima es uno de sus temas más conocidos del 2013 “Shot at The Night”, del “Direct Hits”.

Photo Credit - Chris Phelps _ @chrisphelps (2)
Créditos: Chris Phelps _ @chrisphelps

No sólo de clásicos puede vivir una banda que se mantiene por tantos años vigente como The Killers. Fueron también las canciones de sus últimos lanzamientos en 2020 y 2021 que se hicieron presente en el largo setlist de 21 canciones. “In The Car Outside” fue la escogida del “Pressure Machine (2021)” y “Running Towards a Place”, “Caution” y “Dying Breed” las elegidas del “Imploding the Mirage (2020)”. “Boy”, el ultimo single recién lanzado este 2022 y que ha tenido muy buena recepción de parte de los fans no podía faltar tampoco. Con vibras ochenteras de tipo Erasure/Depeche Mode, mucha gente llama esta nueva etapa de The Killers como un renacimiento creativo. 

Pero, ¿los clásicos? Infaltables e imperdonables. HUMANOS, se leyó en letras grandes en la pantalla principal y ya todos sabíamos que venía una que se canta a todo pulmón. “Human”, y luego “Somebody Told Me” nos mantuvieron cantando con una emoción palpable. 

Photo Credit - Chris Phelps _ @chrisphelps
Créditos: Chris Phelps _ @chrisphelps

La cuota más melancólica fue a mitad del show y estuvo a cargo de los teclados y voz de Brandon Flowers. “A Dustland Fairytale” y un trocito de “Here With Me”, emocionaron a todos los que siguen a la banda de Las Vegas desde hace tantos años. Sirvieron, también, como un pequeño descanso, ya que el final del show se acercaba y venía cargado. 

“Puedo escribir los versos más tristes estas noches, pero esta noche, el poema es Chile con The Killers”. Citando al poeta Pablo Neruda nuevamente en un buen español, Brandon Flowers fue capaz de seguir demostrando por qué es uno de los mejores frontman de nuestra generación. La cercanía con el público, su desplante en el escenario, la energía que no decaía y una capacidad vocal magnífica marcaron una jornada que llegaba a su fin sin notas bajas. 

Photo Credit - Chris Phelps _ @chrisphelps (1)
Créditos: Chris Phelps _ @chrisphelps

“Runaways”, “Read My Mind” y “All These Things That I’ve Done”, fueron los clásicos que cerraron el setlist, pero sólo por unos minutos, ya que la banda volvió para el esperado encore, donde tocaron “Spaceman”, sorprendieron con “Just Another Girl” y finalmente cerraron con su canción más conocida y que los llevó a la fama mundial “Mr Brightside”. Nuevamente, con grandes explosiones de confeti, show de luces y un público que no decayó, el cierre del show fue simplemente magnífico. A eso de las 00.20 hrs, la banda se despidió frente a un público agradecido. 

Un cierre magistral de una jornada que no estuvo libre de dificultades. Pero si en algo acertó RockOut en esta versión del Festival, es en haber dejado el show principal en manos de aquella banda que se formó el 2001 en Las Vegas, Nevada y que son fieles representantes de su tierra natal. The Killers, simplemente espectacular.

Valentina Vergara M

https://www.instagram.com/valentinvv.m/

Melómana por herencia de mi papá. Compartir música es mi love language.

Te puede interesar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.